The Our Family Wizard Blog

The Importance of Family

Share

La Crianza Compartida de Niños con Necesidades Especiales

Cuando los padres pueden manejar la comunicación, son más capaces de compartir la crianza de un niño con discapacidades.

Un cambio en la dinámica de la familia por medio de un divorcio es un período tenso para cualquier familia, pero puede ser especialmente difícil para un niño con necesidades especiales. La crianza compartida de un niño con necesidades especiales no va a ser fácil al principio, pero es importante que los padres hagan todo lo posible para que funcione para el bienestar de los niños.

La flexibilidad ayudará a la familia a adaptarse a un horario de custodia.

Un horario de custodia es un plan de cómo los padres van a cuidar físicamente a sus hijos después del divorcio. En el caso de cuidar a un niño con necesidades especiales, el horario debe ser sensitivo a la rutina de cuidado del niño. Puede tomar más tiempo para un niño con discapacidades de desarrollo u otras necesidades especiales adaptarse a un cambio en su rutina. Criar a un niño con necesidades especiales puede exigir mucho tiempo y atención. Algunos de los padres pueden decidir que será mejor para su hijo si uno de ellos mantiene la custodia física primaria. Por otro lado, otros pueden determinar que la custodia compartida podría funcionar para su familia. Si deciden compartir la custodia, los padres tendrían que ajustar sus propias rutinas para acomodar las necesidades de su hijo. En esta situación, hagan todo lo posible ser flexible y apoyar uno al otro mientras que comienza la transición. Por ejemplo, su hijo puede necesitar equipo especial en su casa. Por eso, combinen sus esfuerzos como los padres en asegurarse de que cada una de sus casas está equipada según sea necesario. Mantengan la nueva rutina tanta como sea posible ayudar a su hijo a acostumbrarse a ella, pero ser flexible según sea necesario. Reconozcan cómo estresante esta transición está en su hijo y estén preparados con mecanismos de afrontamiento para ayudarlo a superar momentos difíciles.

Coordinar cómo tomarán decisiones para su hijo.

Un niño con necesidades especiales pueden requerir decisiones importantes sean realizadas con más frecuencia. Cuestiones relacionadas con educación o atención médica podrían llamar para discusión entre los padres, especialmente si ellos son conjuntamente responsables de tomar estas decisiones. Las decisiones sobre el cuidado deberían ser tomadas a lo largo de la vida del niño, incluso en la edad adulta. Por esta razón, los padres deben considerar maneras de mantener la comunicación en lo que respecta a su hijo a lo largo del tiempo. Las herramientas en el sitio web de OurFamilyWizard proporcionan varias características que pueden ayudar a documentar y organizar todo tipo de información relevante a su hijo. Con el tiempo, el uso de estas herramientas ayudarán a los padres a mantener un registro de la correspondencia relativa a la programación, cuidado y otras decisiones importantes. También, estas herramientas facilitan a los padres compartir continuamente información importante tales como registros médicos, documentos de seguros y más. Si los padres podrán comunicarse y colaborar los esfuerzos en la toma de decisiones importantes para su niño con necesidades especiales, están en mejores condiciones para ayudar a su hijo a tener éxito ahora y en el futuro.

Conseguir ayuda de un equipo de cuidado.

La crianza de un niño con necesidades especiales a menudo requiere apoyo desde y fuera de la familia. Los abuelos, tíos, hermanos y otros miembros de la familia pueden tener un papel importante en la provisión de cuidado a su hijo. Además, profesionales como médicos, enfermeras, profesores, tutores, consejeros y otros pueden proporcionar una gran mano en el cuidado de un niño con necesidades especiales. Será importante que los padres llaman a estos individuos cuando se requiere su ayuda. El apoyo de un equipo de proveedores de cuidado puede ser una gran ayuda en hacer adelante a la familia durante este época de transición. Es importante que los padres recuerden a informar a estas personas en lo que está ocurriendo con su hijo. Otra vez, el uso de las herramientas en el sitio web de OurFamilyWizard puede ser una gran ayuda en el mantenimiento de conexión con su equipo de cuidado. Los padres pueden crear cuentas para los proveedores de cuidado por lo que pueden ver el horario de custodia, escribir notas en el diario y enviar mensajes a los padres. 

Cuídate, también.

Un divorcio es un momento difícil para la familia entera, incluyendo a los padres. Criar a un niño con necesidades especiales mientras que divorciarse puede causar mucho estrés en cualquier persona. Aunque estás manejando las responsabilidades de criar a tu niño con necesidades especiales y el divorcio al mismo tiempo, todavía necesitarás monitorear tu propio bienestar. Consigue la ayuda que necesitas de tu propio equipo de cuidado que puede incluir amigos cercanos y familiares. Descansa un rato de tus responsabilidades en casa para hacer algo que disfrutes. También, puedes considerar buscar apoyo de un profesional como un consejero o terapista que puede ayudarte a mantener tu salud emocional y bienestar. Para dar a tu hijo el mejor cuidado que sea posible, también debes recordar a cuidar de ti mismo, también. 

Como los padres de su hijo, son sus responsabilidades de criar a su hijo con necesidades especiales lo mejor que puedan. Encontrar una manera de hacerlo pacíficamente como padres de cuidado compartido facilitará esta situación complicada. Trata de ser flexible durante la transición de empezar con su horario de custodia y busca maneras de mantener comunicación clara, especialmente cuando tu y el otro padre toman decisiones importantes para su hijo. Consigue ayuda del equipo de cuidadores alrededor de ti cuando lo necesites. Finalmente, trata de no dejar tu propia salud. Haz todo lo posible cuidar a su hijo mientras siendo consciente a tu bienestar.